Historias del confinamiento - ESTHER

jugandoHoy vamos a hablar de Esther. 

Al principio, nos cuentan sus papás, Esther estaba animaba y hacía muchas cosas en casa que la motivaban intrínsecamente. Ahora, sin embargo, el confinamiento se le está haciendo más cuesta arriba y le cuesta seguir incluso con algunas rutinas diarias. 

No obstante, sus padres están sacando todas las fuerzas del mundo para que Esther se vaya recomponiendo y recuperando la alegría que tanto la caracteriza, y aunque Esther siga un poco desanimada, va recuperando su sonrisa.

En la galería de imágenes podéis ver como no paran de reinventarse y proponer y hacer muchas actividades juntos como jugar y pintar (entre ellos un cartel en el que pone “yo quiero volver al colegio”).

Además Esther no deja de aprender, en el ordenador con su padre e incluso fregando el suelo ella solita.

Además, hasta ahora Esther ha tenido miedo de salir a la calle, pero seguro consiga salir un poquito ya que han estado construyendo unos coches de radiocontrol entre ella y su padre para animarla así a que la pueda dar un poquito el aire.

También aparecen en la galería estas fotos y ya veréis el fantástico trabajo que han estado haciendo.

Desde aquí mandamos mucho ánimo y fuerza para Esther y su familia y recordaros a todos, que vosotros ¡Sí que podéis!

favoritos

favoritos-en-la-red

Contactar

 c/ Hermanos Velasco López, 1 Bis
28250 Torrelodones (Madrid) – España
TELÉFONO: 91 631 90 11

Escríbenos